Fotografiar Auroras Boreales en Islandia cerca de Reykjavík

Cierro los ojos y recuerdo estar sentada en el mini bus camino del Parque Nacional Thingvellir al sur de Islandia. La mirada se escapa constantemente por la ventana, hacia esas grandes nubes que dejan pequeños huecos de cielo iluminados por la luna llena. Esas nubes que ayer cancelaron este tour parece que hoy nos van a dar pequeñas treguas para ver cumplido otro sueño más de mi lista: Ver las auroras boreales.

Una explosión de magia en el cielo originada por pequeñas partículas liberadas en las explosiones solares que son guiadas por el campo magnético de la Tierra e que inciden en la atmósfera cerca de los polos creando esos bailes de color en el cielo. Se llaman auroras boreales cuando sucenden cerca del polo norte y auroras astrales cuando es cerca del polo sur.

Así que cargadas con los trípodes, las cámaras y bien abrigadas para el frío, dejamos que esa mezcla de ilusión, esperanza y temor de no verlas nos acompañe mientras el guía nos va contando sagas o peculiaridades de Islandia.

Llegamos entre las 22 y las 22:30 al punto óptimo del parque para verlas.

Nada más llegar y salir del mini bus, el guía empieza a señalar el cielo ahí dónde veía alguna aurora. A la vista del ojo humano, son manchitas blancas-verdosas que van bailando en el cielo. Al principio, al estar un poco nublado, no sabes si lo que ves es una nube o es una aurora, pero tras un rato ya aprendes a diferenciarlas.

Rápido monto el trípode, lo coloco sobre una mesa de picnic de madera que hay cerca y espero hasta que aparezca la siguiente.

La primera vez que ves una en el cielo, apuntas con la cámara, disparas y ves en tu pantallita el resultado … es un momento mágico. Yo me llené de alegría y emoción. Se estaba cumpliendo un sueño, ahí mismo, en ese instante. Te vienen a la cabeza las personas a las que les has expresado este sueño y te gustaría poder decirles a todas que lo estás haciendo, que las estás viendo y encima estás jugando con la cámara para poder capturarlas en unos píxeles.

Esta es la foto de mi primera aurora boreal captada en Islandia.

A partir de ahí fue un no parar. En la hora que estuvimos, hice más de 100 fotos. Os dejo aquí 4 de las mejores que conseguí captar, ya que no es muy fácil, muchas me salieron borrosas por no saber usar bien el enfoque manual:

Casi al final, poco antes de irnos, nos dieron un chocolatito caliente y unas galletas. Sentó de fábula con el frío que hacía! Os recomiendo esta compañía para hacer este tour: Trips. No éramos mucha gente, era muy familiar e ir al parque te aleja de la luz de la ciudad y cualquier contaminación lumínica. Además de los pequeños detalles que hicieron de la noche una inolvidable experiencia.

Si os gusta la naturaleza, esta experiencia es un “must” una vez en la vida. Yo espero poder repetir alguna vez, con más experiencia con la cámara jejejejejeje

No íbamos a ver más auroras, pero la última noche que estábamos ahí, vimos un pronóstico de 7! y con cielo completamente despejado! No quisimos dejar pasar la oportunidad y reservamos un tour pero esta vez con Gray Line. A pesar de que todo apuntaba que iba a ser muchísimo mejor, más espectacular, las vimos mucho peor. Nos llevaron a una zona al lado de una iglesia, Kálfatjarnarkirkja, que estaba muy iluminada al igual que la carretera. Además, llegaron 6 autobuses de 50 o más personas. Imaginaros 300 personas en un punto, donde muchos usaban flashes para hacer las fotos, que te pasaban por delante de la cámara sin respetar … un poco desastre.

Así que a veces, que sea un 4 o un 7 no importa tanto si el lugar no es óptimo.

Os dejo alguna foto que conseguí hacer en esta segunda salida, pero a pesar de hacer muchas fotos, me quedaron más borrosas, estaba más nerviosa por la gente:

¿Qué condiciones se necesitan para poder ver auroras?

  • Oscuridad
  • Cielo despejado
  • Un buen índice geomagnético K. Una escala que va de 0 a 9, donde el 0 es que son muy débiles o inexistentes y 9 es que son muy fuertes y la probabilidad de verlas es mucho mayor. Para ese día, habíamos visto en el Aurora Forecast de Islancia que sería un nivel 4.
  • Y mucha paciencia jejejejeje

¿Cómo preparar la cámara réflex para fotografiar auroras?

  • ISO entre 400 y 800. Yo la puse a 800
  • Distancia focal de 18mm. Con el angular tienes más posibilidades de pillarlas. Al ser un encuadre mayor y no saber por dónde saldrán, te aseguras que por un lado u otro algo captarás. Si tienes puesto un tele, a parte de que te entra menos luz, te costará encuadrarlas y no pararás de girar la cámara de un lado a otro.
  • Diafragma todo lo abierto que te permita tu objetivo. En mi caso, con el angular, podía ponerlo a 3.5
  • Velocidad lenta. Según las condiciones poner un 1/15 es suficiente. En algunos casos puedes poner segundos. Es ir jugando y probando un poco.
  • Foco Manual (MF). Si tienes puesto el autofoco, la cámara se volverá loca intentando enfocar algo que nunca va a ver por la oscuridad de la noche. En algunos objetivos, lo puedes activar-desactivar con un botón físico que tienen. Si no tienes este botón en tu objetivo, lo puedes hacer desde el menú de configuración de la cámara.
Anuncios
Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Bautizo de Buceo en Tossa de Mar con Or-k Diving

Nuevo reto de mi lista de aventuras tachado 🙂 Nunca pensé que fuera capaz! Tenía mucho miedo por el tema de la respiración ya que cuando intenté hacer snorkel hace dos años, no conseguí respirar por el tubo. Me agobiaba tener la nariz tapada. No sabía coordinar y me ponía nerviosa. Y al ser una actividad muy turística, nadie te explicaba cómo hacerlo en realidad.

Este año volví a intentar hacer snorkel por la Cova de la Sal, en la costa de Torroella de Montgrí, prácticamente tocando a l’Escala. Esta vez con un guía para mí y mi amiga. Y esta vez sí pude! La verdad es que el guía de Scuba Alegre Diving Center, Ramón, nos explicó muy bien cómo hacerlo, íbamos muy tranquilas y esto me animó.

Así que cuando surgió la oportunidad de hacer un bautizo, tras resolver alguna duda, me lancé de lleno! Esta vez en Tossa de Mar y con la empresa Or-ka Diving que lleva la profesora Marta y es un encanto!

Fuimos tempranito también porque cada vez hay más gente que se inicia. Y Tossa es un buen sitio para empezar. Partes de la playa Mar Menuda y a 6 metros de profundidad, lo máximo que puedes bajar en un buceo, ya ves muchas cosas!

Lo primero fue ir al centro Raya’s Diving Center para ir a buscar el material. Aquí, Marta nos explicó como funciona la botella, el regulador, el chaleco, el medidor de la presión de la botella así como las señales de buceo para comunicarte bajo el agua!

Tras las explicaciones, nos pusimos el neopreno y una furgoneta nos llevó a la playa de la Mar Menuda, dónde nos cargamos con el equipo (qué pesa lo suyo!) para ir caminando hasta el agua. Tenía un poco de miedo de tener que tirarme de una barca de espaldas pero por suerte no hubo que hacer esto.

Lo primero que pruebas es a respirar bajo el agua estando cerca de la orilla. Si el profesor ve que vas bien, entonces empiezas a descender y comienza la aventura. Impresiona el momento en que bajas por primera vez. Es una mezcla de miedo y respeto por el mar, de concentración por respirar bien, de ilusión y de sentirte que puedes superar los miedos… Hay que vivirlo.

Durnante los 40 minutos que duró el bautizo, más que mirar los peces vas controlando tu movimiento y tu respiración. Pero de nuevo, de vez en cuando, hay que parar para disfrutar de la vista. A mí me llamó la atención:

  • Los erizos de mar entre las rocas
  • Los bancos de peces, una vez incluso intenté estirar el brazo a ver si alcanzaba uno de lo pequeñitos jejejejeje pero da la sensación que están un poco más cerca de lo que están en realidad.
  • Ver desde abajo la superficie y ver como pasa un Kayak.
  • Ver una morera por el suelo que cruzaba de un grupo de rocas a otro. En ese momento no sabía lo que era, me pareció una serpiente por lo rápido que iba, pero luego en fotos vi lo que era!
  • Un pececillo que no sé su especie pero tenía los colores súper brillantes y fosforitos. No era muy grande pero muy bonito!
  • Ver las algas pardas (Padina pavonica) que son como flores blancas sobre las piedras.

Nos dio la oportunidad de hacer dos ejercicios: vaciar las gafas de agua estando aún bajo el agua y simular que pierdes el regulador y te lo vuelves a colocar vaciándolo de agua. Pero al no saber a qué profundidad estábamos me dio cosilla probarlo, pero ya casi estábamos en la orilla, así que recomendaría probarlo porque es un must si quieres seguir en el buceo.

Al acabar, te llevan de regreso al centro para que te puedas cambiar. De ahí, nos fuimos a comer por el centro de Tossa, un ratito de playa para recargar pilas y paseíto por el casco antiguo. Día más que completo!

Consejos útiles para principiantes como yo:

  • Cuando te dejen el neopreno, mira que no te vaya grande, que no te queden “burbujas” es decir zonas que no se peguen a la piel, porque al cabo de un rato, coges frío sino. Ahora en verano no importa tanto, aunque terminas notándolo al final.
  • Una vez en el agua, si intentas respirar por la nariz y ves que no puedes, intenta no agobiarte, piensa que tu cuerpo automáticamente intentará hacerlo por la boca.
  • Intenta mover los brazos lo menos posible para ahorrar energía. Parece que no pero es una actividad que agota y consumes más oxigeno. Era divertido porque sabías quien era un buceador nato porque no movía los brazos.
  • Tu campo de visión se reduce, no puedes ver bien a los lados. Intenta no perder de vista al profesor o asistente.
  • Además, si a veces estas parado, las burbujas pueden tapar tu visión. Si te asustas, frena un momento, concéntrate, respira y sigue.
  • Puedes ir jugando con el aire del chaleco mientras buceas: si ves que vas rozando el suelo todo el tiempo, llénalo un poquito, sí te embalas para arriba desínflalo.
  • Muy importante compensar. A los 6 metros me dolían bastante los oídos. Tenías que ir compensando bastante a menudo. Si notas dolor, mejor subir un poco, compensar y volver a bajar. Si te siguen doliendo mucho, avisa al profesor.
  • Cuando sales del agua, sientes todo el peso de golpe de la botella y las pesas que te hayan puesto. Cuesta bastante salir. si hay olas, intenta aprovecharlas para darte impulso. Sino, con paciencia y pasito a pasito. A mí me ayudó Carlos, el asistente porque se me hundían los pies en la arena de piedrecitas! Mi equipo pesaba la mitad de mi peso!

Os animo a qué lo probéis aunque sólo sea una vez en la vida! A mí me ha abierto muchas puertas en el sentido de superación personal y también si algún día me voy a Tailandia o vuelvo a la Riviera Maya o dónde sea … tengo otra opción de actividad a probar, que seguro ahí debe ser flipante!

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Vía Ferrata Cala del Molí – Sant Feliu de Guixols

Este año va de aventuras la cosa 🙂 Y qué mejor para subir la adrenalina que colgarse por las piedras con el mar bajo tus pies, dependiendo de tu habilidad y de dos mosquetones que unen tu arnés con el cableado sujeto a las rocas.

Para esta aventura nos juntamos 4 compañeras de trabajo y fuimos a Cala del Molí, en Sant Feliu de Guixols. Según nos dijeron, la única vía ferrata del mundo junto al mar.

IMG-20170701-WA0017

Al ser primerizas, fuimos con guía. Nos tocó una chica muy maja de “Guies Arania“, Cristina, con mucha paciencia y que fue haciendo fotos durante el recorrido. Nos fue ayudando en los puntos difíciles y la clave es la comunicación. Al ir en fila, es importante pasar la información al compañero de atrás de dónde poner un pie o una mano.

Recomendación: Si vas en fin de semana y con buen tiempo, ir temprano, ya que mucha gente la sabe hacer por su cuenta y se llena bastante de gente. Nosotras fuimos en sábado a las 9am y la pudimos hacer con tranquilidad. Había gente, pero no era una gran aglomeración. Además, así podrás encontrar dónde aparcar cerca del mirador de les Triadores, dónde arranca la ruta.

El recorrido consta de dos partes: la primera de nivel más “sencillo” por la Cala Molí (Dificultad K3 de la escala Hüsler) y la segunda de nivel más avanzado por Es Fisjorn y Cala Alga (Dificultad K3+)

Siendo principiante, puedes tardar una hora y media en recorrer cada parte. Yo sólo hice la primera, acabando al cruzar el puente tibetano que hay después del primer escape. Al salir de este puente, está el segundo escape. Si a partir de ahí, decides seguir, los guías no tienen manera de sacarte. Has de llegar hasta el final por ti mismo 🙂 con lo que has de estar muy seguro. Esto e ir cansada, viendo la pared desplomada, con su altura, me ayudaron a tomar la decisión de parar ahí. Contenta por el reto superado y sabiendo que la repetiré más adelante.

Si mi memoria no falla, en el primer tramo pasas por:

  • Una pequeño tramo de pared desplomada, un poco inclinada y donde has de hacer mucha fuerza con los brazos.
  • Un puente de tronco
  • Un puente tibetano, dos si pasas el primer escape.
  • Una roca preñada, con forma de barriguita y que tiene la dificultad en que no ves donde pones los pies.
  • Una subida vertical, tipo escalera.

Aquí os dejo algunas fotos del recorrido:

9-Eli 1er Puente 2

15-Eli, Virginia, Pilar Pared

20-Chicas subiendo la escalera 2

Cuando el grupo acabó la segunda parte y nos volvimos a juntar, nos ofrecieron agua, cerveza y unas patatas para reponer fuerzas 🙂 un detalle que no esperas y que sientes como premio por el esfuerzo hecho 🙂

Consejos útiles para principiantes como yo:

  • Aunque suene a tópico, has de confiar sin perder el miedo-respeto. Yo empecé un poco nerviosa y me temblaban las piernas. Cuando me tranquilicé y cogí seguridad, noté el cambio. Casi me sentía Spiderman 😛
  • No tengas prisa, tómate tu tiempo en cada paso.
  • Ser muy consciente de no soltar los dos mosquetones a la vez. Primero uno y luego el otro, de manera que si te resbalas en ese momento, siempre estés sujeto por uno de ellos.
  • Coloca los mosquetones con la apertura mirando hacia a ti. Si fuera una vía ferrata vertical, pondrías uno hacía ti y el otro hacía la roca. Pero esta vía es bastante horizontal y así no se estropean rozando la roca.
  • Si te cansas, no dudes en usar la anilla de sujeción. Parece mentira pero te sujeta!!! Y te permiten relajar los brazos y piernas. A veces pasa, que sí hay mucha gente, has de esperar mucho tiempo en una posición que puede ser incómoda. Si te quedas colgando de esta anilla, no te desgastas.
  • Llevar unas bambas de suela gruesa y rugosa para evitar resbalar. Al estar al lado del mar o si ha llovido, las rocas pueden estar mojadas. Pero que tampoco sean muy grandes (tipo bota) porque hay algunas grapas donde sentía que no me cabía bien el pie y necesitas flexibilidad.
  • Llevar los guantes tipo ciclista. Yo llevé los de musculación y me fueron muy bien 🙂 Sino, te dejas la piel de las manos al usar muchas veces el cableado para sustentarte y avanzar.
  • Llevar ropa cómoda.
  • Usar siempre casco.

Y de vez en cuando párate a mirar las vistas!!! Es espectacular ver el mar desde este punto de vista 🙂

Y qué mejor para acabar el día, que ir a la playa a relajarse, tomar un poquito el sol, hacer un vermut en la arena y comentar las jugadas de la aventura 🙂 Nosotras fuimos a Sant Pol. Muy tranquila y familiar.

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Vibrante musical “El Rey León” en el Teatro Lope de Vega

Desde que se estrenó en Octubre del 2011, he querido ir a ver el musical de “El Rey León” que tanto alaba todo el mundo. Y no me preguntés por qué no había ido todavía. Imagino que a veces pensamos que siempre tendremos tiempo de hacerlo todo y vamos postponiendo las cosas dejando que pase la vida porque estamos cansados, no tenemos presupuesto, otros compromisos, … Así que hace un mes me dije, no lo dejo pasar más. Con lo que ayer, 8 de abril de 2017, el AVE me llevó al Broadway de Madrid en la Gran Vía para tachar de mi “Wishlist” otra línea.

Tenía entrada para las 10 de la noche por lo que me acerqué al Teatro Lope de Vega a las 9:20 y tener tiempo de pasear un poco por este teatro. Inaugurado en 1946, fue reformado en el 2011 para poder dar cabida a este increíble musical. El teatro ya estaba casi lleno cuando entré. La gente hacía cola para comprar bebidas y palomitas, para hacerse fotos junto al emblema del Rey León, coger sitio o visitar el teatro como yo. Así que aunque parezca exagerado, vale la pena acercarse con tiempo.

No podía ser menos y después de la foto con el emblema y pasear por todas las plantas viendo los cuadros expuestos, me senté en mi butaca. Un dato muy curioso al respecto. Tenía fila 5, butaca 17. El 17 siempre ha sido mi número de la suerte, pero lo más curioso aún es que el número de mi habitación en el Hostal Gran Vía 63 Rooms era la 517! Te lo puedes creer? No sé si es señal de algo pero me pareció muy curiosa esta coincidencia.

La visibilidad desde esta zona de Platea A es muy buena. Estás muy cerca del escenario y, en mi caso, al tener número impar, estaba a la izquierda del escenario (me tocó justo al lado del pasillo, lo que también vale mucho la pena ;-)). Sólo hubo algún momento en que como las butacas quedan más abajo del escenario, no ves lo que pasa en el suelo del mismo y hay alguna escena donde es importante, pero por lo demás, lo vi de fábula.

A las 10 y unos minutos, se levantó el telón y la canción de “Ciclo Vital” de Rafiki, rompe el silencio de una manera espectacular, con su voz grave llena todo el teatro y te pone la piel de gallina. Y desde ese momento es sorpresa tras sorpresa. No quiero hacer menciones concretas para no hacer “spoilers” pero en general me gustaría destacar lo siguiente:

  • El vestuario es increíble. Representan los animales de una manera muy original y colorida.
  • Los decorados, en constante cambio casi imperceptible al espectador. Todo el trabajo detrás del escenario ha de ser impresionante para coordinar la entrada y salida de los mismos.
  • Consiguen recrear escenas de la película de manera muy fiel: como la estampida. Me sorprendió muchísimo la creatividad con la que se consigue reflejar este momento.
  • Dos personajes consiguieron hacerme reír como una niña: Zazú el pájaro (Esteban Olivier) y Timón el suricato (Antonio Curros).
  • Los juegos de luces y sombras
  • Las coreografías: como el baile de las leonas (con sus movimientos delicados y su fiereza) o el de las hienas (con su picardía)

Son 2 horas y 45 min que pasan volando. Así que si os gustó la película y os gustan los musicales, me uno a los más de 3 millones de personas que lo han visto en sus más de 2000 funciones para recomendarlo 100%.

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Hanami: florecer del cerezo en Japón

Desde que vi la película “The Last Samurai“, hace ahora ya más de 10 años, me quedé con las ganas de ir a Japón para ver los cerezos florecer.
A lo largo de la película se hace varias referencias a los cerezos. Pero la escena final fue la que me dejó impactada: cuando Katsumoto quiere morir luchando por defender las costumbres milenarias de Japón, un cerezo en flor va dejando caer los petálos de sus flores y él dice:

Perfect… They are all… perfect…

La flor del cerezo fue el emblema de los samurai, quienes querían morir luchando antes que envejecer. Querían irse en su pleno apogeo, sin marchitarse como no se marchita la flor del cerezo que cae del árbol empujada por el viento.

Tras cada flor hay una filosofía, una belleza que llenan el alma. Y tenía muchas ganas de vivirlo. Por lo que os podéis imaginar la doble ilusión que me hizo poder ir a Japón a finales de marzo, que es cuando empieza el Hanami, la celebración de ver las flores del cerezo, las sakura, florecer.

Busqué varios sitios a los que ir dónde había visto imágenes preciosas de cerezos. Hay muchísimos pero no teníamos demasiados días y queríamos aprovechar para visitar más lugares. Así que para ver los cerezos visitamos:

  • El Castillo de Himeji. Es patrimonio de la Humanidad y uno de los 3 famosos castillos de Japón. Está en la colina Himeyama donde se celebra la contemplación del cerezo en los preciosos jardines que rodean el castillo. Para situarnos un poco, queda al suroeste de Kyoto, en la prefectura de Hyōgo, casi tocando el Mar de Harima-nada. Cuando llegamos, había dos o tres cerezos que habían florecido pero la mayoría estaban a punto. Sólo ver uno, ya era algo mágico, verlos todos en flor ha de ser espectacular. Aquí os dejo algunas fotos del cerezo en Himeji. La última imagen es en el jardín japonés Kokoen, que está cerca del Castillo.

    34-Castillo Himeji-Eli y el Cerezo con más color OLYMPUS DIGITAL CAMERA
    40-Castillo Himeji-Flores del cerezo 83-Kokoen Garden-Cerezo junto al agua
  • El parque Ueno, en Tokio. Este parque lo visitamos el último día del viaje. Fue un cierre increíble. Ver a miles de personas haciendo fotos como locos a los cerezos, haciendo picnic bajo los árboles, disfrutando de la fiesta que trae consigo la primavera. De noche también ha de ser muy bonito porque hay miles de farolillos colgados para iluminarlos de noche. Disfruté mucho del paseo, en el que fuimos recogiendo flores ya caídas para escribir mi nombre en el suelo.

    OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA
    OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Pero en cada ciudad o parque que visitamos siempre había algún cerezo suelto que admirar por lo que siempre nos acompañaron en el viaje. Y no sólo cerezos o almendros, las flores estaban preciosísimas: magnolias, camelias, etc.

Una anécdota divertida es que los primeros días me costaba diferenciar los cerezos de los almendros, los cuales habían florecido hacía unas semanas. Tuve que buscar el google cómo diferenciarlos para saber si realmente estaba viendo o no florecer un cerezo jejejejeje. Y es que es normal esta confusión, pues son muy parecidos al pertenecer ambos a la familia de las rosáceas. Incluso en la televisión japonesa, cuyo foco era el 70% al cerezo, iban explicando cómo ver esas diferencias.

¿Cómo diferenciar la flor de almendro de la de cerezo?

Para diferenciarlas hay que fijarse cómo están agrupadas.
La flor del almendro nace directamente de la rama y agrupadas en parejas.
41-Almendro en flor III

La flor del cerezo, no nace de la rama sino que le une a la rama un pedúnculo y se agrupan muchas a la vez.
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Espero que os haya gustado este post, tanto como a mí ir a verlo. Si podéis os animo a vivir esta experiencia. Y a veces no hace falta ir tan lejos. Aquí en España también se puede ver en varios sitios como el Valle de Jerte en Cáceres o en Quinta de los Molinos en Madrid.

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , , , , , | Deja un comentario

Visita a Obubu Tea Farm en Japón

Este año he querido y he podido hacer realidad otro de los grandes sueños de mi WishList:
Visitar una Plantación de té

Descubrí el té cuando estudiaba en Inglaterra y desde entonces no hay sitio donde no vaya sin mi taza de té. Como me gustó tanto, en estos años, he ido yendo a varios talleres en Barcelona para aprender a diferenciar los tipos de té, sus diferentes procesos, cómo se preparan, etc. Pero realmente lo que tenía ganas era ver el árbol de té en sí (Camellia sinensis), en la tierra, cogiendo la energía del sol, ver cómo se cuida, cómo se recoge, cómo se procesa … Para entender mejor el mundo que rodea una taza de té desde que nace.

Lo he hecho realidad en un precioso e increíble viaje a Japón. La verdad es que no contaba con ir a Japón, ni este año ni el que viene … Era un deseo más que una posibilidad real por los precios que veía en agencias y más en época del inicio de la tan celebrada Fiesta Hanami, cuando todos los cerezos empiezan a florecer. Pero al final, gracias a la inspiración de Nuria con su blog Muero por Viajar, se lo propuse a mi pareja, nos lanzamos a mirar precios y vimos una pequeña ventanita que se abría y nos invitaba a seguir.
Así que en el fondo también he podido tachar de mi lista ver los cerezos florecer, pero de esto os hablaré en otro post. Hay muchísimas cosas que contar de Japón!!

Una vez supe seguro que iba, que ya tenía los billetes en la mano, lo siguiente, casi antes de mirar hoteles, fue buscar dónde poder ir a visitar una plantación de té. Sabiendo que iríamos cerca de Tokyo y Kyoto, me puse manos a la obra.
Cuando buscas “visit tea farm in japan” en google te salen muchas opciones. Al final nos decantamos por un tour guiado en Obubu Tea Farm. ¿Por qué? Me gustó mucho la web, su filisofía, ver que tenían varias opciones de tour en inglés y que no quedaba muy lejos de Kyoto (hora y media). ¿Qué incluía?

  1. Introducción
  2. Visita por los campos de té
  3. Comida. Tenían para elegir noodles hecho con té!
  4. Cata de varios tés
  5. Muestras gratuitas de té

La reserva se realiza una vez hecho el pago a través de Paypal. Nos dimos prisa en reservar ya que sólo realizan visitas los martes y jueves! Y a mes y medio vista, no me quería quedar sin plaza!

¿Cómo llegar desde Kyoto a Obubu Tea Farm? Este es el recorrido que hicimos:

  1. Cogimos metro en Kyoto desde Kiyomizu-Gojo Station hasta Tōfukuji Station con la Keihan Main Line (5 min y 150 yen)
  2. Ahí cambiamos del metro a la estación de trenes JR y cogimos el tren dirección a Nara. Línea JR Nara Line Local hasta la estación de Kizu (60 min e incluido en el JR Pass). Esta línea sale desde Kyoto Station pero tardábamos más en ir ahí que no a Tōfukuji Station.
  3. En Kizu, cogimos otro tren hasta Kamo. Línea JR Yamatoji Line Rapid Service (6 min e incluido en el JR Pass)
  4. Llegando a Kamo sobre las 10, tuvimos que esperar al autobús que salía a las 10:36. Línea nº 66. Aquí esperando al bus coincidimos con varios turistas que iban al tour.
  5. Hay que bajar en la parada de Higashi-wazuka (16 paradas, unos 25 minutos, 530 yen). Te deja en el lado izquierdo de la carretera, junto a una tienda y restaurante. Has de cruzar la carretera hacia el camino que hay a la derecha. Seguir recto hasta que encuentras unas casas a la izquierda y una de ellas es dónde está Obubu Tea Farm.
  6. Obubu_tea_farm

Guided Tour

Cuando llegamos, nos recibieron varias chicas que están haciendo como unas becas de 2-3 meses. Había dos chicas de Alemania y una de Italia. Entramos en la casa, descalzos, a una habitación, donde tenían preparadas unas mesitas con apuntes para cada uno.

IMG_20160322_113722

Nos explicaron los principios de la empresa. Aprendimos que Obubu significa té y probamos los primeros tés verdes.

Seguidamente, Matsu-san, vicepresidente de Obubu Tea, nos llevó en furgoneta por los campos de té a la vez que respondía todas nuestras preguntas.

IMG_20160322_122016

Aprendí muchas cosas!

  • Japón produce té desde que en 1191 lo trajeran de China. Pero está ubicada en el límite geográfico ya que la zona óptima para el cultivo del té está en los países ubicados en o cerca del ecuador de la tierra. Necesitan calor y humedad. Y en Japón hay zonas donde a veces hiela con lo que el invierno es su peor enemigo. Tienen unos ventiladores que mueven el aire frío arriba para proteger los árboles en las heladas.
  • Obubu Tea está en Wazuka, una ciudad dedicada al té desde hace 800 años que es conocida por las más de 300 familias que producen té verde de alta calidad. Está situada en un valle por lo que el agua de lluvia y el río crean un ambiente de humedad perfecto para producir té en las 600 hectáreas dedicadas al té.
  • Las semillas del árbol del té son bastante grandes y redonditas. Me llevé unas cuantas para casa!
  • El Árbol del té puede crecer muy alto, pero se va cortando a una altura que permita la recolecta a mano de las hojas de té.
  • En otoño, cortan 5 cm de las ramas del árbol para plantarlas y que de ahí nazcan nuevos árboles. En dos semanas le han crecido las raíces y en 5 años ya tienes un precioso árbol.
  • Los brotes se recogen en primavera, verano y otoño para obtener el té de mayor calidad. el resto del año, se recogen otras hojas para producir té de menor calidad.
  • Conocí el “Shaded Tea”. Es un té cuyas hojas han crecido recibiendo muy poquita luz del sol. Se cubren con unas lonas negras que filtran el 85% de la luz durante dos o cuatro semanas. Se obtienen hojas más verdes debido a que tienen más clorofila y aminoácidos. Tiene más teanina, responsable del sabor dulce. Las hojas que crecen bajo el sol directo tienen más tanino que es el que da un sabor más amargo.
  • En Obubu Tea Farm, recogen el té durante el día y para evitar que se oxide, lo procesan la misma noche

Seguidamente, visitamos la fábrica. Ahora estaba parada porque están esperando a Mayo para recolectar. Pero nos explicó para qué servía cada máquina en los distintos pasos del proceso. Si emplean alguna máquina, utilizan aquellas que son más fieles al proceso manual.
Aquí os dejo un vídeo que he encontrado de cómo lo procesan manualmente. Dura unos 6 minutos pero vale mucho la pena! ayuda a entender por qué a veces el té bueno es tan caro, porque se mima mucho!

Y si queréis conocer un poquito más la Historia del Té en Japón os dejo un enlace a un artículo dónde lo explican muy bien: Té Verde en la Historia de Japón

Volviendo al tour, tras el paseo y visita a la fábrica, nos llevaron a comer a un restaurante dónde uno de los platos eran noodles hechos con té y verduritas de la zona (Sansai Cha Soba)

IMG_20160322_133031

Estaban muy ricos!

Y por último continuamos la cata de 6 tés más (Sencha, Kabuse, Houjicha, Matcha, Genmaicha). Pero como veo que el post me ha quedado muy largo, escribiré otro más adelante con los tés que catamos y sus diferencias.

IMG_20160322_144126

En resumen, fue una experiencia muy bonita. Os la recomiendo, incluso aunque no seáis amantes del té porque es muy divertido y aprendes mucho de la cultura de Japón.

Ahora cuando tomo un sorbito de té, cierro los ojos y me transportó allí. A ese precioso día soleado de primavera con sabor a té verde.

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Piratas del Caribe a flor de piel

Este fin de semana tuve el placer de ir a L’auditori de Barcelona a ver la película “Piratas del Caribe – La Maldición de la Perla Negra” pero de una manera muy especial. Y es que mientras proyectaban la película, la Orquesta Sinfónica de Barcelona iba tocando en directo la preciosa Banda Sonora de la película.

Piratas del Caribe

Fue sencillamente increíble. La Orquesta estaba 100% sincronizada con la película. Y reprodujeron fielmente cada nota de Klaus Badelt, compositor alemán que bajo la supervisión de Hans Zimmer, compuso esta banda sonora.

Hubo algún momento que tenía que desviar la mirada a los músicos para darme cuenta de que eran ellos los que estaban aportando la música de lo bien que se oía y lo bien que se fundía con la película.

Así que por ello, mis más sinceras felicitaciones al director David Firman, a los músicos de la Orquesta y a las voces del coro masculino Ensemble O Vos Omnes. Todo el conjunto puso la piel de gallina a todos los que estuvimos allí. Se aplaudió tanto al final, que volvieron a reproducir la canción de cierre. La gente incluso se ponía de pie por ese gran final que nos dejó muy buen sabor de boca.

Los únicos inconvenientes que le pondría en general son:

  • La película era en versión original con subtítulos en catalán. Por lo que sino entiendes bien el inglés o el catalán, puede suponerte un problema para entender la película sino la has visto con antelación. De todos modos, creo que los que estábamos allí, la habríamos visto como mínimo una vez.
  • Las butacas son antiguas y no muy cómodas para estar dos horas y media disfrutando del concierto. Por suerte el intermedio de 20 min ayuda a estirar las piernas.

Si tenéis la oportunidad, os lo recomiendo. En enero de este año hicieron esto mismo pero con la película de “Gladiator” y seguro que habrá más oportunidades en un futuro.

Publicado en Ocio | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario